sábado, 26 de marzo de 2011

Transformación

Cada vez son más las personas que se apuntan a la reutilización de recursos, más y mejores ideas dan usos increíbles a objetos convencionales, solo que a veces ante proyectos tan maravillosos nos sentimos poco creativos y preferimos pasar de largo. Bueno, a veces la reutilización no tiene que ser muy elaborada, y cosas simples como un porta lápices o unas velas decorativas pueden ser de gran utilidad. Así es que me puse en la tarea de reutilizar las latas de los productos que consumo, cada vez menos latas en la basura.


Esta lata de una ensalada de verduras, con un poco de retazos de telas y pegamento quedó convertida en un útil recipiente para mis pinceles.


En este otro proyecto me sentí muy feliz al poder usar un material que había guardado algún tiempo. Me encanta recoger la cera que cubre el queso y derretirla, la reservo en un pequeño recipiente, convencida de su gran utilidad, ya he realizado algunos trabajos artísticos con ella, y resulta ser un material muy bonito.


En esta ocasión derretí la cera y la envasé en una pequeña lata de salchichas, con una mecha, unas gotas de aceite de eucalipto y un poco de decoración, quedó convertida en un bonita vela.



Esta vela la pienso encender esta noche en la hora del planeta, reutilización con amor!

2 comentarios:

Altais dijo...

excelente proyecto, buenas ideas, y MAGNIFICOS resultados. Un bello trabajo que me rece mi admiración, felicitaciones ¡¡¡¡Quiero ver más!!!!

Antonia Ruiz dijo...

Gracias! la verdad es que disfruté reutilizando.

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails